top of page

Caso Tulum: Cuántas contradicciones de Montes de Oca para encubrir a criminales

Tulum, Q. Roo, martes 26 de octubre de 2021. Oscar Montes de Oca Rosales tiene convertida la Fiscalía General de Quintana Roo en una hoya de mentiras, falsas declaraciones a la opinión pública, además de cómplice y protección a la mayoría de grupos criminales. Una más, el caso del restaurante “La Malquerida” en el municipio de Tulum, donde la información que omite está confusa, a pesar de qué tiene en sus manos a uno de los sujetos que participó en el atentado.

La noche del miércoles 20 de octubre pasado, sujetos armados se detuvieron frente al restaurante de nombre “La Malquerida” ubicada en la zona conocida como “Mini Quinta Avenida”. En cuestión de segundos, empezaron a disparar en contra de los comensales que disfrutaban su cena y el convivio; todos eran extranjeros de diferentes nacionalidades. El resultado fue de dos personas fallecidas y tres lesionadas.

Luego de los hechos, la Fiscalía General del Estado emitió su primer comunicado señalando que habían localizado en una clínica a un sujeto lesionado por proyectil de arma de fuego y es probable que estuviera involucrado.

Conforme pasaron las horas, salió a relucir algunas versiones de los hechos, pues según, en el interior se encontraban dos policías de civil, quienes estaban fuera de sus labores y le prestaban el servicio de escolta a un empresario extranjero, por lo que al momento de los balazos repelieron la agresión en contra de los sicarios.

De manera ya oficial, el fiscal Oscar Montes de Oca y el titular de la Policía Estatal, Lucio Hernández Gutiérrez, en sus declaraciones ante los medios mencionaron que la balacera se derivó a raíz de un conflicto de posesión por la plaza entre dos grupos del narcomenudeo, y que integrantes de uno de ellos se encontraba en el interior.


La pregunta que la opinión pública hace:

¿El sujeto lesionado estaba adentro o afuera del restaurante?

¿Quién lo lesionó, los supuestos policías o los otros sicarios?

¿Y los sujetos que estaban en el interior del negocio, porqué no hubo más lesionados?

¿Los disparos fueron en contra de los criminales o de los extranjeros?

¿Si el problema es la disputa de la plaza, porqué se fueron en contra de los comensales?

¿Si hay cámaras por todos lados, cómo es posible que no sepan cuántos sujetos fueron?

¿Cómo es que afirma que fueron tres armas de fuego que se utilizaron y no cuántos participaron?

¿Dónde están esos supuestos policías que brindaban seguridad al extranjero?

¿Eran policías o criminales que escoltaban al extranjero?

?Ese extranjero quién es y a qué se dedica?

Lo cierto que saldrán una serie de preguntas ante las declaraciones falsas de este par de funcionarios: Montes de Oca y Lucio Hernández, especialistas en armar “circo, maroma y teatro” ya que ellos no pierden nada en mentir a los quintanarroenses y a las víctimas y sus familias.

Los hechos ocurridos en el restaurante “La Malquerida”, no es otro móvil como hacen creer las autoridades, sino la extorsión o cobro por derecho de piso que vienen sufriendo todos los empresarios dueños de negocios a lo largo y ancho de Quintana Roo, y que muchos terminaron cerraron y otros perdieron la vida al negarse o simplemente fueron secuestrados.

El caso es que hay un detenido de nombre José, y ayer lunes ingresó a la cárcel como presunto responsable de los delitos de lesiones, homicidio y lo que le acumule la Fiscalía General del Estado, por los hechos ocurridos en el restaurante "La Malquerida".



Bình luận


ENTRADAS RECIENTES

bottom of page