©  DECIMOS LO QUE OTROS CALLAN! 

  • Facebook Round
  • Twitter Round
  • Google Round

Juez Oral Gabriela Concepción Carrillo, sentencia sin elementos a internos; es cómplice de Guadalupe Reyes; son un peligro en Quintana Roo

09/03/2019

Este martes a las 11:00 horas, se hará la vista pública sobre el caso de Amos Benoni Martínez Guzmán, encarcelado injustamente por dos delitos que no cometió: violación y feminicidio, gracias a la falta de capacidad para emitir un dictamen mediante la verdad y la justicia de la juez Oral, Gabriela Concepción Carrillo Cab, y la corrupta fiscal, Guadalupe Reyes Pinzón, creadora de expedientes y pruebas falsas para cumplir con su objetivo y sed de venganza.
Amos Benoni, desde hace casi dos años (2017) se encuentra internado en el Centro de Reinserción Social de Benito Juárez, acusado supuestamente de violar a una menor de 13 años en el 2013, y de asesinar según a su pareja sentimental en el 2017.
Todo inició a principios de septiembre de 2017, cuando denunció Amos Benoni Martínez Guzmán, la desaparición de su pareja sentimental de nombre Zenovia, tanto en redes sociales y en la Fiscalía General del Estado. 
A los 13 días, apareció el cuerpo prácticamente entero de la cadera hacia abajo y sin órganos, envuelto en un tapete de la tienda Chedraui, en la colonia San Vicente, ubicada justo en la parte posterior de esta tienda. 
Ese mismo día, acudió de la nada a declarar ante la autoridad, el amigo de Amos Benoni, de nombre Salvador, quien dijo que la persona antes mencionada la había asesinado, pues le relató supuestamente como llevó a cabo el crimen.
El testigo (Salvador), declaró una serie de contradicciones ante la Fiscalía para la Mujer y en el juicio Oral. Dijo que recibió una llamada a las 2:40 horas del primero de septiembre de Amos Benoni, y este le dijo que fuera a su casa en el fraccionamiento Villas Otoch Paraíso, donde precisamente él rentaba en la parte de debajo. 
Recalcó que entró a la recámara, “vio gotas de pintura color negro y que debajo de las mismas tenía sangre; el colchón una mancha grande también hemática y estaba volteado; a bajo de la base estaba un bulto con bolsas de nailon color negro y por la forma se trataba de un cuerpo.
A raíz de esta declaración, los peritos en criminalística y los policías ministeriales hicieron una inspección en la casa de Amos Benoni, incluso la prueba de luminol, además de la camioneta del señalado, pero en todo dio negativo; pared, cama, colchón, piso y camioneta, incluso hasta en olor a cloro como señaló en sus últimas declaraciones.
La fiscal Guadalupe Reyes Pinzón, con tal de encarcelar a Amos con el sólo dicho de Salvador, revisaron la base de datos de la Fiscalía y encontraron que tenía una denuncia por el delito de violación, según en agravio de una menor, el cual fue presentada a principios de 2014, pero no avanzó por falta de elementos. 
Esta corrupta fiscal, rescató el expediente y anexó una serie de pruebas falsas como la declaración del papá, firmas, certificado médico, entre otras cosas, y con ello judicializó la carpeta para solicitar una orden de aprehensión en contra de Benoni. De esta forma lo detuvieron y lo encarcelaron, pero cabe recalcar, que la víctima, hoy de 20 años, acudió a declarar la inocencia de él.
Ya en prisión, le anexaron el delito de feminicidio a pesar de que no tenía la Fiscalía una sola prueba aportada del personal de investigación, que acreditara el asesinato de su pareja, aún así, la juez Oral, Gabriela Concepción Carrillo Cab, cayó en la corrupción de Guadalupe Reyes Pinzón, y sentenció a Amos a 31 años y seis meses.
Lo cierto que el único sospechoso del feminicidio era el testigo Salvador, ya que en sus declaraciones no coincidió con la llamada a las 2:40 horas de esa fecha, como lo señala la sábana de llamadas. Asimismo, al día siguiente que desapareció Zenovia, él y su ex pareja de nombre Norma, después de las 22:00 horas fueron a la tienda Chedraui de Lak-in, y precisamente el cuerpo fue hallado envuelto en un tapete de ese centro comercial.
El testigo, tenía los nudillos de las manos lesionados y en su declaración mencionó que se peleó con Amos, pero nunca existió ese pleito; pero la víctima si murió a golpes y no a cuchilladas como lo dijo (corroborado por los peritos), pues la ropa que llevaba la víctima no presentaba penetraciones de arma blanca.
En pocas palabras, el único sospecho del asesinato es Salvador, y la verdadera razón que originó el feminicidio es que mantenía una relación sentimental con la víctima, y un día antes que desapareciera, volvió a juntarse con Amos, por lo que cabe la posibilidad que le causó molestia a esta persona al grado de presuntamente asesinarla, pues por eso se sabe completamente la historia de cómo ocurrió el asesinato de Zenovia, incluso él vivía en la parte de a bajo del edificio y casualmente al siguiente día decidió entregar las llaves al propietario.
Este martes tres de septiembre, en el Juzgado Oral se dará la vista pública sobre el caso de violación, donde se espera que el nuevo juez determine y busque la verdad, y no se deje llevar de una mujer mal llamada fiscal Guadalupe del Carmen Reyes Pinzón, en tanto el hecho de feminicidio, se encuentra en manos del juez de Distrito, magistrado Jorge Mejía Mercado.

 

 

 

Please reload

Entradas Recomendadas

Apuesta por la seguridad gobierno municipal en Puerto Aventura; construirá subcomandancia

11/12/2019

Salud de los abuelitos es primordial para gobierno municipal; les aplican vacuna de la influenza

11/12/2019

Audiencia pública “Tierra de Todos” estará en Bonfil

11/12/2019

Más becas escolares para cancuneneses; llega a cuatro mil 465 los beneficiados

11/12/2019

Otro foráneo que promete “recuperar la paz en Quintana Roo”; toma posesión como titular del 34 Zona Militar, general José Luis Vázquez Araiza. ¿Cuánto...

11/12/2019

1/6
Please reload